domingo, 21 de diciembre de 2014

Surfing boy




Pelos encrespados y surcos en las entrañas. Cara de gato a veces, sonrisa esplendida otras. No te acostarás sin bajar a la playa para observar las linternas marinas y salir volando después en tu tabla perseguido por la magia de las olas. Loco racional que te ocultas en ese abismo donde la montaña se une con el mar.

1 comentarios:

valeria la pastelera dijo...

Impresionantes, divinas!!!

Publicar un comentario